Torrot sacará al mercado la primera moto de trial eléctrica

Torrot sacará al mercado la primera moto de trial eléctrica

Torrot sigue impulsando su apuesta por el vehículo eléctrico. El año pasado, su modelo urbano -la MUVI- fue la moto eléctrica más vendida en el estado español. Ahora, la firma lleva este motor al mundo del trial. La empresa invertirá dos millones de euros este 2018 para adaptar la fábrica de Salt (Gironès) y poder comenzar a producir en serie su primera moto de trial eléctrico (la nueva TXE de GasGas). Torrot instalará el motor eléctrico a este modelo después de haber probado su eficacia con un prototipo que participó en la TrialE Cup (el primer mundial de trial eléctrico). La competición se celebró en junio del año pasado en Lourdes y el piloto Marc Colomer, que conducía la moto de Torrot, se llevó el oro.

Para el consejero del grupo, Iván Contreras, la nueva moto de trial eléctrico permite avanzar hacia un modelo de movilidad sostenible. “La sociedad reclama vehículos que no contaminen para proteger el entorno y reducir la contaminación”, precisa. Y añade: “Ya lo hemos hecho con la MUVI, pensada para los entornos urbanos; ahora lo queremos trasladar al campo, a las motos off-road, para evitar contaminar el medio ambiente y eliminar el ruido de los motores en entornos sensibles”.

200 unidades a finales de año

Las primeras unidades de la nueva moto de trial eléctrico saldrán de la planta de Salt durante el tercer trimestre de año (aunque ya se pueden reservar a través de la web). Inicialmente, se prevé fabricar una tanda de 200 unidades. La moto contará con una batería de última generación que ofrece suficiente autonomía para hacer “largas sesiones de trial”, subraya Torrot.

Contreras destaca que la salida al mercado de las GasGas TXE marcará un antes y un después “en la condición deportiva sin emisiones” sobre dos ruedas. “No sólo damos un giro a los motores, si no también a las sensaciones que se le generan al piloto: el ruido y el olor a gasolina se pierden y se potencia el disfrute del entorno”, subraya el consejero delegado de Torrot.

Nueva fábrica en Cádiz

Las historias de Torrot y de GasGas van de la mano, porque en ambos casos fue Contreras quien hizo resurgir las marcas. En 2015 refundó Torrot -creada en 1948- y dio un giro estratégico a la empresa, enfocándola a la movilidad sostenible. A finales de ese año, y después de que entrara en liquidación, Torrot compró GasGas, que actualmente es su filial de motos off-road de endura y trial.

Actualmente, la empresa cuenta con 150 empleados y exporta el 90% de su producción a más de 30 países de todo el mundo. Torrot abrirá a finales de este año una segunda fábrica. Se situará en Cádiz u habrá supuesto una inversión de 16 millones de euros.

Add Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *